Slim y Azcárraga, los dos socios que abandonó AT&T en cinco años

08-02-2019 10:11 Por Arena Pública

En 2014 AT&T dejó a Slim para ser socio de Azcárraga, en 2019 la empresa de telecomunicaciones deja a este último pero lo hace mientras sus finanzas se encuentran en problemas.

AT&T busca liquidez tras la compra de Time Warner y la venta de su participación en SKY México es una forma de conseguirla. Foto: Mike Mozart

La historia de AT&T cortando su sociedad con algún magnate mexicano debido a la compra de una empresa se volverá a repetir.

La empresa de telecomunicaciones anunció su interés por vender su participación de 41% en la compañía de cable satelital Sky para alcanzar un grado de liquidez de 8 mil millones de dólares (mdd) tras la adquisición de Time Warner por 85 mdd. 

Este movimiento generará que la empresa de telecomunicaciones estadounidense de por terminada su relación de sociedad con Emilio Azcárraga y la misma Televisa, dueña del 59% restante de Sky México. 

Pero no solo eso sino que dejará a la televisora en la dificultad de buscar uno o varios nuevos compradores para la participación de AT&T o intentar contar con los activos suficientes para lograr hacerse de toda la empresa.

A un nivel inferior pero con un mayor tiempo de sociedad, AT&T realizó una maniobra similar cinco años atrás con otro empresario de las telecomunicaciones: Carlos Slim. 

 

América Móvil tuvo a AT&T como socia por más de 20 años.

América Móvil tuvo a AT&T como socia por más de 20 años.

 

En junio de 2014 AT&T anunció la venta de su participación en América Móvil después de más de 20 de años de haber realizado su primera inversión en la principal empresa de Grupo Carso. 

Por ese tiempo la participación de la empresa estadounidenses representa el 8% de la capitalización de mercado de América Móvil y contaba con el 24% de sus acciones con derecho al voto. 

La resolución de esta venta provino de otra subsidiaria de la empresa del ingeniero Slim, Inmobiliaria Carso, que compró toda la participación de la que AT&T quiso separarse para obtener financiamiento para una compra que estaba próximo a realizar y también para evitar caer en conflictos de interés. 

Poco antes de la venta de su partición en América Móvil, AT&T había accedido a comprar DirecTV, proveedor de servicios de televisión satelital en EU y América Latina y con una participación del 7% en Sky Brasil y del 41% en Sky México, lo que inmediatamente hacia de AT&T socia de Televisa, la otra gran empresa de telecomunicaciones en México. 

No obstante, cuando AT&T se separó de América Móvil el acuerdo se dio en buenos términos. El hasta ahora director ejecutivo de la empresa, Randall Stephenson comentó en una conferencia de prensa: “Carlos y yo hemos hablado y aunque él es un muy querido amigo, ahora va a ser un competidor; ambos reconocimos eso y nosotros nos marchamos”. 

Sin embargo la situación es diferente con Emilio Azcárraga, cuya principal empresa Televisa, enfrenta varios años de un bache en la venta de contenidos y especialmente de publicidad, debido a dificultades para lograr crear una estrategia que atraiga a las nuevas generaciones lo suficiente como para hacerlas un público fiel. 

 

Al comprar DirecTV, AT&T se volvió socia de Televisa automáticamente.

Al comprar DirecTV, AT&T se volvió socia de Televisa automáticamente.

 

Actualmente el negocio que lleva la parte fuerte de los ingresos de Televisa es el cable y televisión satelital (Sky) que representan un 35.10% y un 20.60% respectivamente para un total de 55.70% de las ventas, de acuerdo con el último reporte trimestral presentado con cierre a septiembre de 2018. 

Otro factor agrava la situación para Arcárraga es la participación de Televisa en el servicio de la televisión restringida, pues es de 60.92% frente a un 15.20% de Dish-MVS y del 14.20% de Megacable, tal concentración podría dificultar una posible compra del resto de las acciones de Sky frente al organismo regulador, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).  

 

MÁS INFORMACIÓN: AT&T venderá su participación en América Movil.