Ildefonso Guajardo, de estrella del TLCAN a... ¿gobernador?

04-10-2018 13:00 Por Arena Pública

El papel de Guajardo como artífice mexicano en las negociaciones fue aplaudido a tal grado, que existen rumores de su incorporación al nuevo gobierno.

Secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal

Político y economista, Ildefonso Guajardo podría ser el único funcionario del alto rango que sobreviva el cambio de gobierno. 

El actual Secretario de Economía fue el responsable por parte de México de lograr mantener un tratado trilateral con Estados Unidos y Canadá, hecho que le valió elogios de propios y extraños.

Licenciado en Economía por la Autónoma de Nuevo León y con posgrados en Arizona y Pensilvania, Guajardo podrá ser economista de profesión, pero es alguien que se ha adentrado en lo profundo del mundo político nacional.  

Ricardo Monreal e Ildefonso Guajardo en la entrega del tratado Comercial al Senado. 

Las habilidades políticas y económicas de Ildefonso Guajardo quedan constatadas en su currículum; el Doctor en Economía ha desempeñado cargos en la administración pública en áreas de finanzas, comercio y economía, así como también ha ocupado puestos de representación popular al haber sido electo diputado dos veces, primero a nivel federal, y luego en el ámbito local.

En 1991 Guajardo se integró a la Oficina de Asuntos del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) con sede en la embajada de México en Washington D.C, la cual dirigió hasta 1994.

Posterior a ello, regresó a México para ocupar distintos cargos en la administración pública federal:  Oficial Mayor en la Secretaría de Relaciones Exteriores (1994-1997); Subsecretario de Desarrollo Turístico (1997); Secretario Técnico de Planeación, Comunicación y Enlace en la Secretaría de Comercio y Fomento Industrial (1998-1999).

 

Te puede interesar: NAIM va porque va, sin importar consulta: Alfonso Romo, 4 de octubre de 2018

 

La década del 2000 trajo a México un cambio político en el partido al frente del Ejecutivo nacional, para Guajardo, significó un giro en su trayectoria profesional al ser electo diputado federal por parte del Partido Revolucionario Institucional en la LVIII Legislatura, puesto que ocupó hasta 2003.

De 2003 a 2006 fue jefe de la Oficina Ejecutiva del gobernador de Nuevo León, pero en 2006 regresó al mundo político al ser electo diputado local por parte del PRI en la LXX Legislatura. 

En 2012 con el regreso del PRI a Los Pinos, el presidente Peña lo designó como Secretario de Economía, puesto que ocupa hasta la fecha y que dejará con el cambio de gobierno el 1 de diciembre de 2018. 

Su cercanía con el proceso de negociaciones del TLCAN en la década de los noventa le valieron más de veinte años después estar al frente de la nueva negociación comercial que culminó con el acuerdo USMCA. 

El papel de Guajardo como principal representante del gobierno mexicano en las negociaciones fue aplaudido por la mayoría de los medios de comunicación, especialistas y miembros del presente y futuro gobierno, a tal grado, que incluso existen rumores que la administración de Obrador encontrará un lugar para él dentro de la nueva etapa del país. 

¿Qué le depara el futuro?

A la par de los rumores sobre su continuidad en la administración pública como parte del nuevo gobierno, son varias las voces que aseguran que el futuro del Secretario de Economía se encuentra en su natal Nuevo León al colocarlo como posible sucesor del gobernador Jaime Rodríguez Calderón. 

De confirmarse las aspiraciones de Guajardo por la gubernatura de Nuevo León, tendríamos en la entidad del norte una de las elecciones más reñidas en los últimos años por la cantidad de personajes de renombre que suenan para competir. 

Ricardo Monreal e Idelfonso Guajardo.

Por parte de Morena, el partido hegemónico en la actualidad, suenan los nombres de Tatiana Clouthier, Judith Díaz (futura super delegada) e incluso Alfonso Romo. 

Por parte de Movimiento Ciudadano una figura que acapara cada vez más la atención es Luis Donaldo Colosio Riojas, hijo del excandidato presidencial del mismo nombre, quien en su primera incursión política ganó un curul en el Congreso Local. 

Y no hay que dejar pasar a los independientes, Rodríguez Calderón ganó como uno y la historia podría repetirse de la mano de Miguel Treviño, candidato independiente que ganó la alcaldía de San Pedro Garza García venciendo en el camino a una Clouthier, Rebeca.

Son varias las preguntas en el aire que quedan en el posible escenario en el que Guajardo opte por competir “por la grande” en Nuevo León: ¿Por qué partido competiría? ¿Sería leal al partido al que ha pertenecido por décadas u optaría por buscar algún acercamiento con el partido fundado por el presidente electo?

Por lo pronto, a diferencia del acuerdo comercial de América del Norte, el futuro de Guajardo aún es una incertidumbre. 

 

MÁS INFORMACIÓN: Directorio, Secretaría de Economía